Las alergias

alergias_12218218d

La alergia es una de las enfermedades que se está desarrollando y extendiendo a gran velocidad en los últimos años y de la que se desconocen las causas que la desencadenan. Aquí encontrarás información muy útil y consejos prácticos para paliarla o minimizarla.

La alergia es una reacción anormal de algunos sistemas inmunológicos contra algunas sustancias llamadas “alérgenos”, y que pueden variar de unos a otros pero, ¿porqué hay personas a las que les afectan algunas sustancias y a otras no? Sin duda, la respuesta está en el sistema inmunitario de cada uno. En el caso de las alergias, se desconoce que es lo que ha fallado en el organismo del afectado para que rechace un determinado tipo de sustancias que para otros son inocuas. Hay factores que pueden favorecer el comportamiento anormal del sistema inmunitario como son: la herencia genética, la exposición excesiva o continuada a una determinada sustancia, el estrés, el humo del tabaco, la contaminación ambiental, los cambios de temperatura y los empastes de metal entre otros.

Hasta el momento se han identificado unos 20.000 alérgenos distintos, los más comunes son el polen, los animales, los ácaros, el moho y los alimentos. Estos alérgenos, cuando entran en el organismo de la persona alérgica, provocan una reacción que desencadena la formación de anticuerpos específicos “Inmunoglobulina E (IgE)” y da lugar a la liberación de la hormona “histamina”, que es la responsable de la aparición en el niño, de varios síntomas tales como enrojecimiento e inflamación de la piel, picor, ardores, lagrimeo, estornudos, congestión nasal, mucosidad intensa dificultad respiratoria… si el alérgeno es ambiental. Puede sufrir también diarreas, vómitos, urticaria… si la reacción alérgica es a alimentos (entonces hablamos de alergia o intolerancia alimentaria dependiendo del grado de sensibilidad).

También existen las llamadas pseudoalergia, o falsas alergias, que son intolerancias a algunas sustancias (medicamentos, conservantes, colorantes… o sustancias similares) que también pueden provocar liberación de histamina. También encontramos alimentos ricos en histamina como son el vino, el queso, los curados (embutidos), la col, el pescado (sobretodo si no es muy fresco), las fresas y el cacao, que pueden dar una sensación, falsa, de alergia.

Síntomas de la alergia

niño con alergia al polenHay que prestar mucha atención a los síntomas que puedan tener la causa en una alergia tales como piel siempre irritada, un resfriado permanente, mucosidad constante ó reiteradas afecciones bronquiales. Las alergias deben ser tratadas cuanto antes por un especialista alergólogo para evitar que se agraven provocando reacciones mayores.

Si tu hijo padece alguno de los siguientes síntomas de forma habitual o si los sufre sin tener una causa diagnosticada, es posible que padezca alguna alergia:

  • A nivel cutáneo: picor, erupciones, eccemas, urticaria, inflamación ó ardor en labios y/o boca, eritema (manchas rojas) en cuello o mejillas, ojos irritados, enrojecidos y llorosos
  • A nivel respiratorio: estornudos frecuentes, irritación nasal, mucosidad constante, tos, dificultad respiratoria.
  • A nivel gastrointestinal: nauseas, vómitos, diarrea, estreñimiento, flato, nauseas, ardores.

Las reacciones alérgicas suelen producirse de forma inmediata, al poco rato de que el niño esté en contacto con el alérgeno que lo causa y pueden ser leves o agudas, llegando a provocar en el peor de los casos un shock alérgico o anafiláctico. El grado de intensidad de una reacción es proporcional al nivel en sangre de los anticuerpos específicos “Inmunoglobulina E (IgE)” y este nivel puede aumentar y con ello el grado de reacción, con la reiterada exposición al alimento ó sustancia causante de la alergia. En el caso de alergias leves a alimentos se ha de tener en cuenta que la reacción puede aparecer varios días después de la ingesta del alérgeno, lo que hace más difícil su detección.

El shock anafiláctico

El shock alérgico o anafiláctico es un trastorno agudo cardio-circulatorio, de extrema gravedad, que puede producir la muerte en pocos minutos. Es una reacción instantánea producida por una sustancia alérgica a la que se tiene gran sensibilidad. Es muy importante reconocer los primeros síntomas que delatan su inminente aparición como son: taquicardia, intranquilidad, sudoración fría, y palidez cutánea. El shock anafiláctico no deja espacio de tiempo para demorarse (en 10-15 minutos se puede desencadenar un final dramático) y exige una actuación inmediata. La adrenalina (también conocida como epinefrina) puede salvar la vida en caso de shock, por lo que los alérgicos procuraran tener siempre a mano una inyección por si acaso. Un botiquín de urgencia puede salvar la vida a más de una persona alérgica.

Las alergias más comunes

Todas las enfermedades causadas por una reacción alérgica desaparecen o se atenúan cuando la sustancia que la provoca se excluye de la vida del paciente.

La rinitis alérgica: es la más común y precede al asma alérgico. Se caracteriza por estornudos frecuentes, congestión nasal, elevada mucosidad acuosa y picor de nariz. La rinitis puede ser estacional cuando la alergia la causa el polen, o perenne cuando el alergeno está en casa (ácaros, animales, moho…).

La conjuntivitis alérgica: es la respuesta a la inhalación de un alérgeno que provoca inflamación de la conjuntiva ocular y va ligada a la rinitis alérgica. Los síntomas son picor, enrojecimiento, hinchazón  y lagrimeo de los ojos.

El asma bronquial: es una inflamación crónica de las vías respiratorias. Los síntomas son dificultad respiratoria, silibancias (pitos al respirar), tos y opresión torácica. El asma puede ser producida por alergenos inhalados (polen, ácaros, animales y hongos) pero también puede acompañar a otras reacciones alérgicas producidas por alimentos, medicamentos y picaduras de avispas y abejas.

Reacciones alérgicas alimentarias: se inician en los primeros meses de vida y muchos pacientes no llegan a superarla. Los alimentos más alérgenos son: huevos, leche de vaca y derivados, pescados, mariscos, frutos secos, legumbres y frutas. Los síntomas son muy variados y pueden afectar a diferentes órganos (a nivel cutáneo, gastrointestinal y respiratorio).

Dermatitis atópica: La dermatitis atópica (o neurodermatitis) es un proceso inflamatorio y superficial de la piel, llamada comúnmente eccema. Se caracteriza por picor constante e intenso en zonas localizadas en las que aparece la piel dañada, escamada, irritada y enrojecida. Hay que controlar con detalle el aspecto cutáneo del niño y, se ha de evitar la exposición a las sustancias que la provocan y eliminar de la dieta los alimentos sospechosos.

_____________________________________________________________________________________

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Identificar las alergias
Tratar las alergias
Prevenir la reacción alérgica
Convivir con la alergia

ENLACES DE INTERÉS

Sociedad Española de Alergia e Inmunología Clínica
Asociación Española de Alergicos a Alimentos y Látex
Asociación Española de Alérgicos al Látex
Asociación de Familiares y Pacientes de Dermatitis Atópica (ADEA)
Asociación de Asmáticos “Aire Libre”
Asociación Asmatológica Catalana
Asociación Española de Pediatría
Asociación Inmunitas Vera
Laalergia.com
El Portal del Asma
La Casa del Alérgico
Unidad de Alergia Infantil Hospital La Fe de Valencia

LIBRO RECOMENDADO

.

Alergias e intolerancias alimentarias

Cuando en la familia hay un miembro con intolerancias y/o alergias alimentarias, la alimentación y la relación con la comida se vuelve muy complicada. Conocer la máxima información sobre esta enfermedad, de la existencia de las falsas alergias o pseudoalergias, y las reacciones adversas que pueden provocar los alimentos, los aditivos alimentarios, los alimentos transgénicos y los medicamentos, es fundamental para convivir con alergia. Este libro analiza la mayoría de sustancias alergénicas >>>

_____________________________________________________________________________________

Responses are currently closed, but you can trackback from your own site.

Un comentario to “Las alergias”

  1. Anónimo dice:

    Las personas que tengan Dermatitis atópica, les recomiendo que revisen la crema corporal, de manos o facial que utilizan, ya que existen muchas que contienen un conservador antimicrobial llamado diazolidinyl urea, revisenlo, tuve que descubrirlo por mi propia cuenta, porque los dermatologos parece no darse cuenta de ello, e incluso la crema “Cold cream” que utilizan para hacer muchas de sus cremas preparadas, contiene ese conservador, el cual en algunas o en muchas llega a provocar la Dermatitis.

    Saludos y espero que les sirva mi comentario.